SEPÚLVEDA Y ABURMAN PROYECTAN UN MOVIMIENTO ESTUDIANTIL 2014 MÁS FORTALECIDO QUE NUNCA

0
3

Presidentas de la FECH Y FEUC, a horas del balotaje entre Bachelet y Matthei, anticipan a Nación.cl cómo potenciarán la movilización el próximo año, en pos de las demandas estudiantiles, y cómo estructurarán su relación con el nuevo gobierno. Melissa Sepúlveda (a la derecha) advierte que los jóvenes “volverán a salir a las calles, con más fuerza, para mostrar que el movimiento estudiantil está abierto”, mientras que Naschla Aburman añade que estarán “atentos desde el primer día” respecto a la prioridad que las autoridades le dan a los temas educacionales.

estudiantes“El movimiento estudiantil ha llegado para quedarse”, solían repetir en 2011 los emblemáticos líderes estudiantiles del momento, cuando ponían de relieve las demandas de los secundarios y universitarios.

Algunos de los dirigentes de ese año, que marcó un hito en la movilización, hoy conforman la denominada“bancada estudiantil” en el Congreso: Giorgio Jackson (RD), Camila Vallejo (PC), y Karol Cariola (PC).

Los voceros de esa época estaban en los cierto: la movilización se instaló en el territorio y si bien los dos años siguientes no fue tan intensa, los jóvenes continuaron movilizándose y salieron a las calles enarbolando sus banderas de lucha, siempre apoyados por las organizaciones sociales.

A horas del balotaje y que la ciudadanía escoja a la próxima Mandataria, las presidentas de las Federaciones de Estudiantes de las universidades de Chile (FECH) y Católica (FEUC), Melissa Sepúlveda y Naschla Aburman, quienes son además voceras de la Confech, analizaron, con mirada de futuro, los meses venideros y anticiparon cómo impulsarán las demandas de los estudiantes y lo que esperan de las nuevas autoridades.

SALIR A LAS CALLES

Imagen foto_00000007La estudiante de Medicina, Melissa Sepúlveda (la tercera de izquierda a derecha) no tiene respiro en estos días. Está dando sus exámenes finales y trabajando de lleno en la FECH.

La joven, que se impuso en las elecciones de la Federación con la lista C “Luchar”, señala a Nación.cl que desde la Confech y el movimiento estudiantil se ha hecho hincapié en la necesidad de que el próximo año los jóvenes “vuelvan a salir a las calles, con más fuerza, para mostrar que el movimiento estudiantil está abierto”.

Lo que se espera es que en 2014 “podamos tener un movimiento fortalecido no sólo de los estudiantes sino que de todos los actores sociales que se han manifestado en los últimos años y no sólo por la educación sino que por sus condiciones de vida”.

En esa articulación pretenden encontrar “la fuerza suficiente para presionar al próximo gobierno.Sabemos que la única garantía que tenemos es la propia fuerza de nuestra movilización”, apunta.

Melissa es muy clara en que los estudiantes no buscan “reformas parciales” en el sistema educativo. “Queremos una voluntad política para transformar el modelo de manera profunda y radical”.

“Concebir la educación como un bien de consumo, como una inversión individual, que es la visión que se ha tenido durante los últimos años, desde la dictadura en adelante, debe ser transformada radicalmente. Y se debe empezar a pensar la educación como un derecho social”, remarca.

Esto implica “no sólo la gratuidad sino que concebir una educación que sea transformadora, que nos pemita eliminar los criterios de mercado que se han implementado y se han ratificado con los últimos anuncios del ministerio como es la modificación de los criterios del arancel de referencia”, subraya.

Le gustaría –confiesa- que el próximo ministro de Educación esté dispuesto “a entregar una visión  de que la educación es un derecho social” de modo “que nos permita avanzar hacia la gratuidad y la constitución de una educación transformadora”.

–  Una vez que asuma la próxima Presidenta en marzo, ¿qué plazo se van a dar para intentar dialogar con la nueva autoridad del Mineduc?

– Esa definición la debemos tomar los propios estudiantes. Estamos todavía pensando y reflexionando justamente cómo se va a dar la relación con el gobierno, pero nuestra disposición siempre ha sido el diálogo y poder avanzar en la consecución de las demandas que ha planteado el movimiento estudiantil.

Sepulveda ha sostenido que “las posibilidades de movilización están abiertas, porque el movimiento está abierto, pero es algo que tenemos que evaluar: en qué momento para nosotros es estratégicamente dado iniciar el proceso de movilización”.

“Sabemos que se ha anunciado en los primeros 100 días de gobierno la posibilidad de una reforma educacional y estaremos atentos a esos procesos y atentos para observar el contenido de esa reforma”, completa.

“ATENTOS DESDE EL 1° DÍA”

Imagen foto_00000008La presidenta de la FEUC, Naschla Aburman, del movimiento Nueva Acción Universitaria (NAU), admite que el 2014 es clave respecto a “la posibilidad que podría existir de concretar gran parte de nuestras exigencias”.

“Es muy importante ir viendo cómo se van a dar los discursos, la prioridad que se le dará a algunos temas en el marco de la reforma educacional”, añade.

 La estudiante de Pedagogía Básica y Arquitectura reconoce que esperan que “los hechos nos den el pie para creer que sí se van a concretar las cosas, que nos muestren realmente cuál son las intenciones no sólo de la candidata sino que de todo el conglomerado que finalmente gobernará”.

Pone el acento en que los estudiantes “estarán atentos desde el primer día” que asuma la próxima Mandataria.

En cuanto a la proyección del movimiento estudiantil espera que sea un año “de movilizaciones convocantes, pero con un ambiente distinto, no tanto de resistencia como ha habido en los últimos años”.

Debe ser “convocante porque necesitamos estar juntos en esto con las organizaciones sociales y porque hay  esperanza de poder concretar las cosas con los movimientos sociales”.

Refuerza que la movilización, el próximo año, “debe ser positiva, para trabajar y exigir, porque hay una oportunidad de cambio y que se cumplan las promesas de campaña”.

 Le inquieta que en el próximo gobierno de Bachelet, en el marco de las reformas educacionales que se necesitan,  “como es el caso del financiamiento compartido,  primen los  intereses personales”.

–  ¿Qué característica debe tener el próximo ministro de Educación?

–  Principalmente, debe tener el discurso de las demandas del movimiento estudiantil. Sería un error nombrar a alguien que no esté de acuerdo en que la educación sea un derecho, en que se tiene que hacer un cambio estructural en el modelo educativo, que vea la educación como un negocio y no  como una herramienta de cohesión social.

Fuente: La Nación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here